sábado, 1 de diciembre de 2012

Gracias y hasta siempre


A los 73 años nos decía adiós el actor neoyorkino James Farentino. De él nos quedarán películas como “El señor de la guerra”, “El final de la cuenta atrás” o “Su coartada”, y su participación en series como "Jesus de Nazareth", “Dinastía”, “El trueno azul”, “El secreto del Sáhara”, “Urgencias” o “Melrose Place”.


Ben Gazzara se nos iba a sus 81 años de edad. Grandísimo e inolvidable actor de películas como “Anatomía de un asesinato”, “Si hoy es Martes, esto es Bélgica”, “Lazos de sangre”, “Todos rieron”, “El gran Lebowski”, “Hechizo de luna” o “Dogville”, intervino también en series televisivas como “Arresto y juicio” o “QB VII”. Maravilloso Gazzara.


Entrañable personaje del teatro, el cine y la televisión , el madrileño Quique Camoiras nos dejaba a los 83 años. Una extensa carrera como actor que incluye películas como “La vida alrededor”, “La corte de faraón” o “Los gusanos no llevan bufanda”, series como “Villarriba y Villabajo” o “Los ladrones van a la oficina”, y multitud de obras teatrales, obteniendo un gran éxito en el género de la revista. Al retirarse de los escenarios, expresó su deseo de ser recordado como “un cómico que quiso hacer reír”... Un deseo hecho realidad.


A los 80 años de edad nos decía también adiós Pepe Rubio, quien comenzó su carrera como actor de teatro con obras como “El divino impaciente”, “Seis personajes en busca de un autor”, “Edipo”, “La muerte de un viajante” o “Enseñar a un sirvengüenza”. Su rostro se nos hizo también muy familiar en títulos cinematográficos como “Siempre es Domingo”, “Tú y yo somos tres”, “Escala en Hi-Fi”, “Los guardiamarinas”, “No somos ni Romeo ni Julieta” o “La casa de los Martínez” (tanto la película como la serie).


Paco Valladares nos dejaba a sus 76 años. Nos dejaba también su intervención en películas como “La gran familia”, “La casa de los Martínez”, “Tres suecas para tres Rodríguez”, “El hombre que supo amar”, “Hay que deshacer la casa” o “Manolito Gafotas”; en series como “Diego Acevedo”, “Anillos de oro” o “Historias del otro lado”; y en otros programas televisivos como “Teatro de siempre”, “Ficciones”, “Novela” o “Estudio 1”. Y nos dejaba también su maravillosa voz.


La actriz canadiense Ann Rutherford se nos iba a los 94 años de edad. Tras ella dejaba una larga lista de títulos cinematográficos, muchos de ellos grandes clásicos, como “Andy Hardy se enamora”, “A Christmas Carol”, “Lo que el viento se llevó” (Ann interpretaba a Carreen, una de las hermanas de Scarlett), “Más fuerte que el orgullo” o “La vida secreta de Walter Mity”.


A los 72 años nos decía adiós Juan Luis Galiardo. Nos dejaba un sinfín de interpretaciones (algunas de ellas memorables) en películas como “Novios 68”, “La canción del olvido”, “Coqueluche”, “El disputado voto del señor Cayo”, “La guerra de los locos”, “Madregilda”, “Así en el cielo como en la tierra”, “Familia”, “Pajarico”, “La niña de tus ojos”, “Lázaro de Tormes”, “El caballero Don Quijote”, “El oro de Moscú” o “La chispa de la vida”; en series televisivas como “Anillos de oro”, “Turno de oficio”, “Una gloria nacional”, “La regenta”, “Por fin solos”, “Mi teniente” o “Gran Hotel”; y en obras de teatro como “El rey Lear”, “La Celestina”, “Numancia”, “La malquerida”, “Edipo Rey” o “El avaro”.


La cineasta neoyorkina Nora Ephron nos dejaba a los 71 años de edad. Directora de “Algo para recordar”, “Michael”, “Tienes un e-mail”, “Embrujada” o “Julie y Julia”, escribió también los guiones de “Silkwood”, “Se acabó el pastel” (basándose en su propia novela), “Mi rebelde Cookie” o “Cuando Harry encontró a Sally” y se asomó como actriz en dos títulos de Woody Allen: “Delitos y faltas” y “Maridos y mujeres”.


A los 86 años nos decía adiós Andy Griffith, actor en películas como “Un rostro en la multitud”, “Esos locos cuatreros” o “Espía como puedas” y en series de televisión como “Patrulla juvenil”, “Centennial”, “Código rescate 1”, “Hotel”, “Vacaciones en el mar” o “Diagnóstico asesinato”.


La maravillosa Celeste Holm se nos iba a sus 95 años dejándonos, eso sí, su contagiosa simpatía y su saber hacer en títulos cinematográficos como “La barrera invisible”, “Nido de víboras”, “Cartas a tres esposas”, “Eva al desnudo”, “El solterón y el amor”,“Alta sociedad” (donde nos regalaba un inolvidable número musical junto a Frank Sinatra), “Cita en St. Louis”, “Las aventuras de Tom Sawyer”, o “Tres hombres y un bebé”. Participó también en series televisivas como “Capitanes y reyes”, “Falcon Crest”, “Cheers” o “Tocados por un ángel”. Who wants to be Celeste Holm? I do.


Paco Morán nos decía adiós a los 81 años de edad. Tras él, películas como “Rey de reyes”, “El grano de mostaza”, “El escándalo”, “Historias de la televisión”, “Trampa para un forajido”, “Historia de la frivolidad”, “Secretísimo”, “Un hombre y un colt”, “Dos pillos y pico”, “Perfidia” o “Extraviados”; series de televisión como “Historias para no dormir” o “La casa por la ventana”; y obras de teatro como “El apagón”, “La extraña pareja” o “El enfermo imaginario”. Formó también parte del cuadro de actores de Radio Nacional de España y Televisión Española, donde protagonizó más de 2.500 programas.


A sus 76 años de edad se nos iba Chad Everett, actor californiano al que vimos en series televisivas como “Bronco”, “The Dakotas”, “Centennial”, “Se ha escrito un crimen” o “Melrose Place” y algún que otro título cinematográfico como “Más allá del amor”, “Confidencias de mujer” o “Aterriza como puedas II”. Y, por supuesto, como nuestro querido (y guapísimo) Dr. Gannon de la serie televisiva “Centro médico”.


En este año 2012 también nos dejaba, a los 68 años de edad, una excepcional figura del mundo musical, el compositor neoyorkino Marvin Hamlisch. Con nosotros queda su gran obra en títulos cinematográficos como “Toma el dinero y corre”, “Tal como éramos” (sencillamente maravillosa), “El golpe” (magistral adaptación de la música compuesta por Scott Joplin), “La decisión de Sophie”, “Gente corriente” o “Frankie y Johnny”.  Suyo también es el musical de Broadway “A chorus line” (por el que obtuvo un Premio Tony y un Pulitzer en 1975). Muy, muy grande Hamlisch.


Sancho Gracia nos dejaba a sus 75 años de edad. Sancho nos dejaba también una larga carrera en cine y televisión, con películas como “La ciudad no es para mí”, “La hora bruja”, “Montoyas y Tarantos”, “Cachito”, “Martín (Hache)”, “La caja 507”, “800 balas”, “El oro de Moscú”, “Mala uva”, “El prado de las estrellas” o “Balada triste de trompeta”, y series de televisión como “Los camioneros”, “La máscara negra”, “Los desastres de la guerra”, “Tango”, “La virtud del asesino”, “Lobos” o “La dársena de poniente”. Y, por supuesto, un inolvidable personaje televisivo, su maravilloso Curro Jiménez.


A los 88 años nos decía adiós William Windom, rostro bien conocido del cine por películas como “Matar a un ruiseñor”, “El detective”, “Huída del planeta de los simios”, “Ecos de un verano”, “Sommersby” o “Milagro en la ciudad”, y de la televisión por series como “El virginiano”, “Misión imposible”, “Las calles de San Francisco”, “Centro médico”, ”Dallas”, “Vacaciones en el mar”, “La rosa amarilla” o “Se ha escrito un crimen”.


Aurora Bautista se nos iba a los 86 años de edad y tras ella dejaba una fructífera carrera teatral. Y una rica filmografía cinematográfica con títulos como “El curioso impertinente”, “Condenados”, “Teresa de Jesús”, “Las ratas”,  “El derecho de nacer” o “Tiovivo c. 1950” y personajes como Curra en “Pequeñeces”, Agustina en “Agustina de Aragón”, Doña Juana en “Locura de amor”, Concha en “Sonatas”, la Priora en “Extramuros”, Marica del Reino en “Divinas palabras”, la Padington en “Amanece que no es poco”… y una extraordinaria tía Tula.


A sus 75 años nos dejaba también Carlos Larrañaga. Tras él, títulos como “Alma de Dios”, “Pequeñeces”, “Orgullo y pasión”, “15 bajo la lona”, “El pequeño coronel”, “Ha llegado un ángel”, “El extraño viaje”, “Los pájaros de Baden-Baden”, “Tiovivo c. 1950”, “Los muertos no se tocan, nene”… Carlos fue además actor asiduo del espacio teatral “Estudio 1” y, también en la pequeña pantalla, Simón Bolivar en “Diego Acevedo”, Cayetano Salgado en “Los gozos y las sombras”, el Capitán Álvarez de Sotomayor en “Proceso a Mariana Pineda”, Godoy en “Goya”, Sebastián Figueras en “Tristeza de amor” y, por supuesto, Adolfo Segura en “Farmacia de guardia”.


Lina Canalejas nos decía adiós a los 80 años de edad. Actriz de títulos del cine español como “El fenómeno”, “Mi noche de bodas”, “La venganza de Don Mendo”, “La viudita naviera”, “El extraño viaje”, “Un millón en la basura”, “Emilia… parada y fonda”, “Padre nuestro”, “Diario de invierno”, “Amo tu cama rica”o “Madregilda”, fue también Luisa en la deliciosa “Así es Madrid”, la chica de “Un día perdido”, la madre de Joselito en “El pequeño ruiseñor”, Angélica en “La prima Angélica” o Sor Víbora en “Entre tinieblas”.


A sus 54 años nos dejaba Michael Clarke Duncan, actor nacido en Chicago que apareció en diversas series televisivas antes de intervenir en títulos cinematográficos como “Armageddon”, “El desayuno de los campeones”, “Falsas apariencias”, “El planeta de los simios” (sí, la de Tim Burton), “Daredevil”, “La isla”… y, claro está, “La milla verde”.


Pablo Sanz se nos iba a los 80 años de edad. Excelente y elegante actor de cine, teatro y televisión, Pablo nos dejó películas como “Días de feria”, “091 Policía al habla“, “Los económicamente débiles”, “El grano de mostaza”, “Tú estás loco, Briones” o “El cabezota”, interpretaciones teatrales en obras como “La Fundación”, “La detonación”, “Diálogo secreto”, “Las de Caín” o “Doce hombres sin piedad” y su intervención en infinidad de emisiones de “Estudio 1”, así como en programas como “Escala en Hi-Fi” o en series como “El conde de Montecristo”.


La actriz y modelo neerlandesa Sylvia Kristel nos dejaba a sus 60 años de edad.También dejaba en la historia del cine a “Emmanuelle”, el personaje cinematográfico que la llevó a la fama mundial en 1974, y otros títulos como “El quinto mosquetero”, “Aeropuerto 79”, “El amante de Lady Chaterley”, “La primera lección” o “Mata Hari”.


El actor británico Simon Ward nos dejaba a los 70 años de edad. Tras él, películas como “If…”, “El cerebro de Frankenstein”, “El joven Winston”, “Hitler: los últimos diez días”, “Los tres mosqueteros”, “Los cuatro mosqueteros”, “Todas las criaturas grandes y pequeñas”, “Las cuatro plumas”, “Amanecer Zulú”, “La Sabina”, “El club de los monstruos” o “Supergirl” y personajes televisivos como su Flannigan en “La vuelta al mundo en 80 días” o su obispo Gardiner en “Los Tudor”.


El cineasta aragonés José Luis Borau nos decía adiós a los 83 años de edad. En la historia del cine nos dejaba titulos como “Furtivos”, “La Sabina”, “Río abajo”, “Tata mía”, “Niño nadie” o “Leo”. En la historia de la televisión, series como “Cuentos y leyendas” (que firmaba junto a otros cinco realizadores) o la entrañable “Celia”.


A los 81 años de edad nos dejaba Larry Hagman, sí, el malvado J.R. Ewing de la serie “Dallas”, pero también el Tony Nelson de “Mi bella genio” o el Burt Landau de “Nip/ Tuck”, otras dos series televisivas de éxito. Y el actor de titulos cinematográficos como “Punto límite”, “Primera victoria”, “El grupo”, “Harry y Tonto”, “Ha llegado el águila”, “Superman” o “Primary colors”. Y lo bien que me caía a mí el bueno de Larry...


El compositor santanderino Juan Carlos Calderón se nos iba a sus 73 años. Nos dejaba inolvidables temas musicales como “Eres tú”, “Tómame o déjame”, “Secretaria”, “Tú volverás”, “Amor de medianoche”, “La fiesta terminó”, “Te amaré”, “Fandango”... Y para la gran pantalla, las bandas sonoras de “Una chica para dos”, “Carola de día, Carola de noche”, “Las adolescentes”, “Viaje al centro de la Tierra”, “La familia bien, gracias” o “El divorcio que viene”. Grande Calderón.


En este año que ahora termina se nos iban también otras tres inolvidables figuras cinematográficas que ya recordamos en esta gran pantalla...


Un inconfundible rostro, Ernest Borgnine


… una mágica melodía, Robert Sherman


… y una espectacular sonrisa, Tony Leblanc.


Y Emilio Aragón Bermúdez, nuestro Miliki de la tele y también el de películas como “El nieto del Zorro”, “Tres bárbaros en un jeep”, “Había una vez un circo” o “Los padrinos”.


Y Mingote, uno de los más ilustres diseñadores de títulos de crédito del cine español. Nuestro queridísimo Antonio.

Gracias a todos, de todo corazón... Y hasta siempre.

12 comentarios:

PEPE CAHIERS dijo...

Por un momento había pensado que habían muerto todos este fin de semana. Grandes nombres, si señor. Farentino el mejor San Pedro. Ben Gazzara, el no tan inocente culpable de "Anatomía de un asesinato". Camoiras, un tipo con que te hacía reír con sólo verlo. Valladares, una voz. Juan Luis Gallardo, un loco estupendo, para siempre el Chepa de "Turno de oficio". Chad Everett, un póster en el cuarto de mi hermana. Sancho Gracia se había convertido en uno de esos actores cuya presencia es suficiente. Aurora Bautista, mejor cuando era prudente en su interpretación. Pablo Sanz, Estudio 1. Sylvia Kristel, erotismo universal. Larry Hagman el más malo de la tele, con permiso de Falconetti. Borgine, el Marty que nos conmovió.

Pablo J. Álvarez dijo...

Esto es telepatía. Tu publicas esta entrada, y yo llego del entierro de mi tío Juan, que era un cinéfilo de los de antes, que guardaba los programas de cine, que pronunciaba los nombres de los actores tal y como sonaban en castellano, y me has reconfortado. Me has hecho recordar "Tres corazones con freno y marcha a tras" Con aquel Pablo Sanz en su faceta más divertida, e Ismael Merlo sobrados, que ambos vimos en aquellos "Estudio 1", o aquel Ben Gazzara de "QB VII" buenisima novela y serie.
Que tanta gente se haya ido, no es lo peor, lo peor es, lo insípido que resulta este mundo sin ellos.

Frank Jones dijo...

Grandes...

Jose dijo...

Pensaba que habíamos tenido una mala semana, pero por lo que veo hemos tenido un mal año.
Dios debe de estar organizando una buena fiesta allí arriba para llamar a todas estas figuras...
Grandes y gracias.

miquel zueras dijo...

Bonito recordatorio. Desde luego este año la parca se ha cebado en nuestros artistas. Al menos conocí a uno: Mingote. Acudió invitado a un Salón del Cómic en Barcelona hará quince años y hablé un ratito con él, era muy simpático. Lo que se estarán riendo allá arriba con Leblanc y Camoiras y qué voz se gastaba Pablo Sanz. Besos. Borgo.

El Tirador Solitario dijo...

Pues fíjate, Clementine, que de alguno de estos decesos me acabo de enterar por tu entrada,..ha sido el caso de Marvin Hamlisch, y Nora Ephron...y destacar lo divertido que era Quique Camoiras...este verano rescaté su adaptación de El señor Badanas, y era desternillante...

Por cierto, mensaje para el amigo Cahiers...¡He encontrado el tebeo que me regaló por mi cumpleaños!

Clementine dijo...

Analítico comentario el tuyo, Cahiers, qué lujo. Me quedo con lo de "Chad Everett, un póster en el cuarto de mi hermana" y es que estaba realmente de póster el mozo...

Vaya, Pablo, siento lo de tu tío Juan. Pues que vaya también para él ese "gracias y hasta siempre".

Grandes, Frank Jones, grandes...

Hombre, Jose, dichosos los ojos, ¿vuelves a casa por Navidad? Sí, ahí arriba se ha juntado un buen plantel.

Gracias, Miquel. Mingote era maravilloso y a mí Pablo Sanz me encantaba. Besos, Borgo.

Yo también me he enterado ahora de algunos de ellos. Camoiras era un figura.
Todo un honor que le envíes mensajes a Cahiers a través de mi blog, Tirador, no lo entiendo mucho (o nada) pero no deja de ser todo un honor. Y me alegro de que hayas encontrado ese tebeo, incluso sin saber que se te había perdido. ¿Era un Lily?

El Tirador Solitario dijo...

No, Clementine, era nada menos que Dinastia de M, un portentoso crossover de Marvel, con Magneto poderoso, y una Bruja Escarlata en plan reina del mambo...el regalo coincidió con una restructuración de mi biblioteca, y lo tenía olvidado y perdido, de ahí el júbilo por ese hallazgo.
Recuerdo bien la revista Lilí, el tebeo para chicas de Bruguera, y es que los primeros setenta fue la edad del tebeo en España, inigualable e irrepetible!!

PEPE CAHIERS dijo...

Ya puede observar, amiga Clementine, que el Tirador ha tomado su blog por un servicio de correo electrónico. Tirador,me alegro de que encontrara el cómic que le regalé hace un año y del cual usted, por cierto, ni se acordaba. Y ahora debemos permitir que esto siga siendo un magnífico blog de cine.

Clementine dijo...

Ya ve usted, amigo Cahiers, si hasta pensé que el Tirador había perdido también su email (el de usted) e incluso el camino a su guarida (la de usted, él no sé si tiene de eso). Y para colmo ni se acordaba de ese cómic que usted le regaló... Observe usted además como aborda el tema, con un "por cierto", como si alguien lo hubiera mencionado de alguna manera antes. ¿O es que salía en él Quique Camoiras?
Gracias por reconducir este blog y llevarlo por donde debe ir, menos mal que cuento con su sensatez y buen juicio...
Y encima no era un Lily.

Alicia dijo...

Vaya unos disgustos que me has dado.. Me he enterado de la mayoría por aquí, esperemos que nadie más nos deje en lo que queda de año.
Gracias a ellos y a tí también

Clementine dijo...

Vaya, lo siento, Alicia, yo también me enteré de muchos de ellos al hacer esta entrada. Eso, que ya no nos dejen más.