lunes, 1 de enero de 2018

domingo, 24 de diciembre de 2017

De ilusión también se vive


Durante las compras navideñas, buscando un regalo entre una gran multitud de gente, el dramaturgo y guionista americano Valentine Davies se preguntaba qué habría hecho el mismísimo Santa Claus ante el comercialismo de la Navidad. De esta reflexión suya, le surgió a Davies una historia.

Esta historia de Valentine fue desarrollada como guion por el director George Seaton para la película "De ilusión también se vive"...


... y, a partir de esta película, el propio Davies escribía después la novela "Miracle on 34th Street", que fue publicada por la editorial Harcourt Brace & Company


El director y guionista estadounidense George Seaton llevaba tras las cámaras cinematográficas desde 1945 y había dirigido ya cuatro títulos antes de este "De ilusión también se vive". Después, nos dejaría otros clásicos como "Sitiados", "La angustia de vivir", "Los héroes también lloran" o "Espía por mandato". 

Lloyd Ahern Sr. y Charles G. Clarke eran los directores de fotografía en "De ilusión también se vive", Robert L. Simpson se ocupaba del montaje...


... y el londinense Cyryl J. Mockridge firmaba su banda sonora. Mockridge llevaba como compositor cinematográfico desde 1933 y entre sus otros títulos se encontraban "La pequeña coronela", "Lloyd de Londres", "Chicago", "El perro de Baskerville", "El signo del Zorro", "Jennie", "Incidente en Ox-Bow", "Pasión de los fuertes", "Río sin retorno" o "Bus Stop".

"Yo creo que hay que ser realistas y sinceros con nuestros hijos, en lugar de dejarles crecer creyendo en mitos y leyendas, como por ejemplo en Santa Claus"


Maureen O'Hara interpretaba en "De ilusión también se vive" a Doris Walker. En la gran pantalla desde 1938, Maureen ya había protagonizado títulos como "Posada Jamaica", "Esmeralda, la zíngara", "¡Qué verde era mi valle!", "El cisne negro", "Esta tierra es mía" o "Los piratas del Mar Caribe".


Tras "De ilusión también se vive", Maureen intervino en otros clásicos del cine como "Niñera moderna", "Río Grande", "El hombre tranquilo", "Cuna de héroes", "Escrito bajo el sol", "Nuestro hombre en La Habana", "Fiebre en la sangre", "El gran MacLintock" o "El gran Jack".

"Nada de Santa Claus ni de cuentos infantiles.
Nada de fantasía"


John Payne era Fred Gailey. John llevaba ya tras de sí más de una veintena de títulos cinematográficos, entre los que se encontraban películas como "Desengaño", "Maryland" o "El filo de la navaja".


Tras "De Ilusión también se vive", apareció en otros como "El águila y el halcón", "El pirata de los siete mares" o "Filón de plata", así como en diversas series de la pequeña pantalla.

"Navidad no es sólo un día, es... un estado de la mente, y esto es lo que ha cambiado. Por eso he venido aquí, para ver si puedo hacer algo"


Edmund Gwenn daba vida a Kris Kringle. Edmund era un veterano de la gran pantalla, en ella desde el silente 1916, y el público americano le conocía ya por títulos como "Valses de Viena" (donde interpretaba a Johan Strauss, padre), "La gran aventura de Sylvia", "El caballero Adverse", "Un yanqui en Oxford", "Más fuerte que el orgullo", "Enviado especial", "La cadena invisible" o "Las llaves del reino".


Tras "De ilusión también se vive", Edmund apareció en otros muchos títulos, como "Los escándalos de la profesora", "La humanidad en peligro", "Pero... ¿quién mató a Harry?"...


... y, por supuesto, "Calabuch", como el inolvidable Profesor Jorge Serra Hamilton

"Pero debo decirle que es el mejor que he visto.
Su barba no tiene gomas para sujetarla a las orejas"


Y una jovencísima Natalie Wood era en "De ilusión también se vive" la adorable y muy despierta Susan Walker. Natalie tenía en esta película nueve años de edad, llevaba en el cine desde tres años atrás y en su haber cuatro películas. 


Tras "De ilusión también se vive" llegarían para ella otros títulos como "El fantasma y la señora Muir", "Driftwood", "La promesa verde"...


... y, más adelante, "El cáliz de plata", "Rebelde sin causa", "Centauros del desierto", "Esplendor en la hierba", "West Side Story", "La carrera del siglo", "La rebelde" o "Propiedad condenada".

Completaban el reparto, entre otros, Porter Hall (Grandville Sawyer), Jerome Cowan (Thomas Mara), Jeff Corey (periodista)...



... y, en el papel de la madre de Peter, Thelma Ritter, quien hacía en esta película su debut cinematográfico.


Después, veríamos a esta maravillosa actriz en otros títulos como "Carta a tres esposas", "Eva al desnudo", "La ventana indiscreta", "Papá, piernas largas", "Millonario de ilusiones", "Confidencias a medianoche", "Vidas rebeldes", "El hombre de Alcatraz", "La conquista del Oeste" o "Boeing, Boeing". Inolvidable Thelma.


Producción de William Perlberg para Twentieth Century Fox, "De ilusión también se vive" (Miracle on 34th Street) se estrenaba el 4 de junio de 1947.


Entre otros premios y nominaciones, obtuvo el Oscar al mejor actor secundario (Edmund Gwenn), a la mejor historia original y al mejor guion; y fue también nominada a mejor película. Además, recibió el Globo de Oro al mejor actor secundario (Edmund Gwenn) y al mejor guion, y ganó el premio al mejor guion adaptado en el Festival de Cine de Locarno (Suiza).


Los productores de la película pidieron permiso tanto a los almacenes Macy's como a los Gimbels para rodar en ellos. Ambos quisieron ver la película terminada antes de dar su aprobación, quedando, al verla, muy complacidos.

Rodada durante un invierno realmente frío en Nueva York, las cámaras, literalmente, se congelaron en varias ocasiones. El equipo llegó a refugiarse a intervalos en la casa de una mujer que se ofreció para ello y que vivía al otro lado de la calle donde filmaban los exteriores. Como agradecimiento, Maureen la llevó a ella y a su esposo a un famoso restaurante del lugar. Cuando la película se estrenó en Nueva York, Macy's cerró durante medio día para que sus empleados pudieran ir a ver el estreno. 


Desconocido entonces para la mayoría de observadores del desfile, Edmund Gwenn daba vida a Papá Noel en el Desfile de Acción de Gracias de Macy's celebrado el 28 de noviembre de 1946. El actor cumplió con deberes como dirigirse a la multitud desde la marquesina de Macy's después del desfile o como dar a conocer las ventanas mecánicas de Navidad con el acompañamiento musical de la Suite del Cascanueces de Tchaikovsky, que simboliza la apertura de la temporada de compras navideñas en la tienda. 

¿Verdad que os gustaría conocer otras curiosidades acerca de esta película? Pues vamos allá.



Natalie Wood rodaba, de forma simultánea a "De ilusión también se vive", otras dos películas: "Scudda Hoo! Scudda Hay!" y "El fantasma y la señora Muir".



El tiempo que Maureen O'Hara pasó con Natalie fue algo que Maureen siempre atesoró: "He sido la madre de casi cuarenta niños en películas, pero siempre ha tenido un lugar especial en mi corazón Natalie. Siempre me llamaba Mamma Maureen y yo a ella Natasha, el nombre que le pusieron sus padres".



También os puedo contar que, en 2004, Maureen fue de nuevo bienvenida en Macy's cuando acudió a este lugar para firmar ejemplares de su autobiografía "Tis Herself".


O que el papel de Kris Kringle le fue en un principio ofrecido a Cecil Kellaway (primo de Edmund Gwenn), a quien veríamos después en "El invisible Harvey", "Kim de la India" o "Adivina quién viene esta noche". 


Todo el equipo de la película "De ilusión también se vive" adoraba a Edmund Gwenn.





"Cuando estábamos a la mitad del rodaje, todos pensábamos que Edmund era realmente Santa Claus. Nunca he visto a un actor más apto para un papel." (Maureen O'Hara)




Según un biógrafo de Natalie Wood, durante el rodaje de la película estaba la niña convencida de que Edmund Gwenn era Santa Claus



No fue hasta que le vio sin disfraz, al final, en la fiesta de despedida, cuando se dio cuenta de que no era Kris Kringle

🎄🎄🎄🎄🎄


¡Feliz Navidad, mis queridos y cinéfilos lectores!

martes, 12 de diciembre de 2017

Gracias y hasta siempre


A sus 92 años se nos iba Alessandro Alessandroni. Compositor, director de orquesta, arreglista, músico, silbador... Trabajó en unas cincuenta bandas sonoras para el cine y el documental, siendo su trabajo más notable el realizado junto a Ennio Morricone y Sergio Leone. 


Los caminos de Alessandroni y Morricone se cruzaron mientras ambos trabajaban en la televisión italiana. La amistad fue creciendo entre ellos y cuando, en 1964, Sergio Leone eligió a Ennio para la banda sonora de sus spaguetti westerns, Morricone no dudó en incluir a Alessandro Alessandroni en su obra musical, tanto las maravillosas voces de sus coros como su talento único como silbador. La formación coral I Cantori Moderni y él se conviertieron en piezas esenciales en la música de estas películas.


"Alessandro Alessandroni, un extraordinario director de coros... Él también es capaz de silbar como si fuera un instrumento más... Una cosa es cierta, sin el sonido de su silbido, esas películas no serían lo que son." (Ennio Morricone)


Tim Pigott-Smith nos decía adiós a sus 70 años de edad. Británico actor de series televisivas como "Doctor Who", "La joya de la corona" o "Downton Abbey", también nos dejó su buen hacer interpretativo en películas como "Ases del cielo", "Furia de titanes", "Evasión o victoria", "Lo que queda del día", "Las cuatro plumas", "Gangs of New York", "Alejandro Magno", "Quantum of solace", "Alicia en el País de las Maravillas"... o su voz prestada al Frederick Sackville-Bagg de la animada "El pequeño vampiro", último trabajo de Tim en este mismo 2017.


El cineasta neoyorquino Jonathan Demme nos dejaba (muy tristes) a sus 73 años. Director de títulos cinematográficos como "El eslabón del Niágara", "Melvin y Howard", "Algo salvaje", "El silencio de los corderos", "Philadelphia", "El mensajero del miedo"... fue también el guionista de una decena de títulos (entre películas y documentales), haciendo también la función de director de fotografía y operador de cámara, en cuatro documentales dirigidos por él, y de coordinador musical en una película de otro director. Mil gracias, Jonathan, por compartir con nosotros tu ingenio, ya sólo por "El silencio de los corderos" tienes ganado tu lugar en la historia del cine. 


A sus 93 años de edad nos decía adiós Dina Merrill, actriz de la gran pantalla en títulos como "Su otra esposa", "Adiós a mi luna de miel", "Operación Pacífico", "Una mujer marcada", "Tres vidas errantes", "El noviazgo del padre de Eddie" y, más recientemente, "El color de la ambición", "El juego de Hollywood" o "Mi gran amigo Joe". Dina también se asomó a la pequeña pantalla en multitud de series, entre otras, "Doctor Kildare", "Bonanza", "Misión: Imposible", "La extraña pareja" o "Vacaciones en el mar".


Roger Moore nos dejaba a sus 89 años. Antes de interpretar a Simon Templar en la serie televisiva "El Santo", Moore apareció en películas como "César y Cleopatra", "La última vez que vi París", "Misión en la jungla" o "El rapto de las sabinas". Tras dar vida a James Bond en "Vive y deja morir", "El hombre de la pistola de oro", "La espía que me amó", "Moonraker", "Sólo para sus ojos", "Octopussy" y "Panorama para matar", Roger Moore apareció en otros títulos cinematográficos como "Fuego, nieve y dinamita", "Atraco a falda armada" o "El enemigo". 


A los 75 años se nos iba Jared Martin, actor neoyorquino cuyo rostro se nos hizo familiar a través de sus múltiples intervenciones en la pequeña pantalla en series como "Centro Médico", "Colombo", "Los patrulleros", "La conquista del Oeste", "Cuentos del mono de oro", "La isla de la fantasía", "Vacaciones en el mar", "Se ha escrito un crimen", "Hotel", "Dallas"...


... y, por supuesto, "Viaje fantástico", serie de ciencia ficción en la que Jared daba vida a Varian y compartía cartel con Katie Saylor, Ike Eisenmann, Carl Franklin... y Roddy McDowall, sí, como el Dr. Jonathan Willoway. Ay, qué tiempos televisivos. 


A la edad de 88 años nos decía adiós Adam West, quien inició su carrera interpretativa en la pequeña pantalla, apareciendo después en títulos cinematográficos como "La ciudad frente a mí", "Gerónimo" o "Compañeros de armas y puñetazos", que fue alternando con su intervención en series como "Maverick", "Bonanza" o "El virginiano", hasta que en 1966 le llegó el papel de Batman / Bruce Wayne en la serie televisiva "Batman", personaje por el que se le conocería de ahí en adelante. Continuó después apareciendo en otras series como "Valle de pasiones", "Los dos mosqueteros" o "Mannix" y en otras películas como "La batalla de Belgrado", y en 1976 volvía a dar vida en la pequeña pantalla a Batman / Bruce Wayne en la serie "The new adventures of Batman", tras lo cual volvió a aparecer alternativamente en la pequeña y gran pantalla en series como "La isla de la fantasía" o "The clinic" y en películas como "Hooper, el increíble", hasta nuestros días, centrando sus últimos años en prestar su voz a diversos personajes del cine y la televisión.  


Martin Landau se nos iba a sus 89 años de edad. Nos dejaba, eso sí, su gran carisma en multitud de series para la pequeña pantalla como "Los intocables", "La dimensión desconocida", "La ley del revólver", "Spiderman", "Sin rastro"... y en películas como "La cima de los héroes", "Un muerto recalcitrante", "El mayor espectáculo del mundo", "La historia más grande jamás contada", "La batalla de las colinas del whisky", "Nevada Smith", "Tucker: Un hombre y su sueño", "Delitos y faltas" o "Sleepy Hollow".


También en el cine, fue para nosotros Leonard en "Con la muerte en los talones", Rufio en "Cleopatra"... 


... Gepetto en "Pinocho, la leyenda"...



Y, por supuesto, Rollin Hand en "Misión: Imposible", el comandante John Koenig en "Espacio: 1999", ambos personajes televisivos...


... y un extraordinario Bela Lugosi en "Ed Wood". Gracias, Martin, mil gracias.


A sus 77 años, nos decía adiós George A. Romero. A él debemos la dirección de títulos como "La noche de los muertos vivientes", "La estación de la bruja", "Creepshow", "El día de los muertos", "Atracción diabólica", "La mitad oscura", "El rostro de la venganza" o "La resistencia de los muertos". Otras facetas cinematográficas suyas fueron las de productor, guionista, montador, director de fotografía e, incluso, actor. 


El maravilloso John Heard se nos iba a sus 71 años de edad. La magia interpretativa de John la pudimos disfrutar en sus diversas intervenciones en series televisivas... 


... y en títulos cinematográficos como "Generación perdida", "El beso de la pantera", "Curso del 65", "Jo, qué noche"... 


... "Regreso a Bountiful", "Big", "Solo en casa", "Despertares", "El precio de la ambición", "La fuerza de la ilusión", "Gladiator", "El país del agua", "Pollock"...


Y a través de mi personaje tuyo favorito, John, tu encantador Charlie Bloom de "Un lugar llamado Milagro".


June Foray nos decía adiós a sus 99 años. Es posible que no conozcáis su nombre, ni su rostro, pero seguro que sonreís si os digo que fue la voz de Lucifer en "La Cenicienta", la de la madre-oveja de "Lambert, el león cordero", la de la madre de "Mister Magoo", la de la abuela de Piolín, la de Betty Mármol, la de la Abuela Fa de "Mulan"... Gracias por tu magia, June. 


A sus 73 años se nos iba el maravilloso Sam Shepard. Actor, director, guionista... y extraordinario dramaturgo, Sam iniciaba su carrera interpretativa en 1970, pero no sería hasta ocho años más tarde cuando, dirigido por Terrence Malick, destacaba ya su talento y su gran personalidad...


... en "Días del cielo", una delicia cinematográfica...




... a la que siguieron otros títulos como "Frances", "Elegidos para la gloria", "Country"... Y "Locos de amor", "Crímenes del corazón", "Magnolias de acero", "Mientras nieva sobre los cedros", "El diario de Noa"...


Nos dejas también tus maravillosos trabajos como guionista (cómo olvidar ese "París, Texas")...


... y como extraordinario dramaturgo. Tenemos que quedar un día en esta pantalla, mi querido Sam.


Jeanne Moreau nos dejaba a sus 89 años de edad. Con nosotros queda su innegable aportación al séptimo arte y su tremenda profesionalidad como actriz en títulos como "Ascensor para el cadalso", "Los amantes", "Los 400 golpes", "La noche", "Jules et Jim", "El proceso", "Diario de una camarera", "¡Viva María!", "La novia vestía de negro"... Eternamente maravillosa. 


A los 87 nos decía adiós Ty Hardin, actor neoyorquino de títulos cinematográficos como "Los bucaneros", "El último tren de Gun Hill", "Invasión en Birmania", "La batalla de las Ardenas", "La última aventura del general Custer" o "¿Qué ocurrió entre mi padre y tu madre?".


Terele Pávez se nos iba a sus 78 años de edad. Esta magistral actriz debutó en el cine bajo las órdenes de Luis García Berlanga en "Novio a la vista", y nos dejó después extraordinarias interpretaciones cinematográficas en títulos hoy ya tan clásicos como "La cuarta ventana", "Réquiem por un campesino español", "El hermano bastardo de Dios", "Diario de invierno"... y, más adelante, en "El día de la bestia", "La comunidad", "800 balas", "Balada triste de trompeta", "Las brujas de Zugarramurdi"...




También en la gran pantalla fue Mauricia, la dura en "Fortunata y Jacinta" (donde su hermana Emma Penella hacía de Fortunata). Y también fue Terele una espectacular Régula en "Los santos inocentes" y una impecable Celestina en "La Celestina". En la televisión, también disfrutamos sus interpretaciones teatrales y en series como "Juan y Manuela", "Cañas y barro" (una inolvidable Samaruca), "La barraca", "El Quijote" o "Cuéntame cómo pasó". Un millón de gracias, Terele, por tanto. 


A sus 86 años nos decía adiós Basilio Martín Patino, cineasta al que debemos la dirección de películas como "Nueve cartas a Berta", "Del amor y otras soledades", "Los paraísos perdidos", "Madrid" u "Octavia" y de documentales como "Canciones para después de una guerra", "Queridísimos verdugos", "Caudillo" o "Libre te quiero".


Joseph Bologna se nos iba a sus 82 años de edad. Joseph se nos hizo rostro familiar gracias a su aparición en diversas series televisivas y en títulos cinematográficos como "Mi año favorito"...


... "Lío en Río" (donde hacía una deliciosa pareja cómica con Michael Caine), "La mujer de rojo" o "Un papá genial".


A sus 91 años nos dejaba Richard Anderson, actor principalmente televisivo, rostro de multitud de series para la pequeña pantalla pero que apareció también en títulos cinematográficos como "La perla", "La egoísta", "Más allá del Missouri", "Scaramouche", "Fort Bravo", "Planeta prohibido", "Senderos de gloria", "El largo y cálido verano", "Tora!, Tora!, Tora!" y, más recientemente, "El juego de Hollywood" o "Gettysburg".


Harry Dean Stanton se nos iba a sus 91 años. Este magistral actor se nos hizo rostro familiar ya en la pequeña pantalla, apareciendo en infinidad de episodios de distintas series televisivas entre las que se encontraban "Rin Tin Tin", "Los intocables", "Bonanza", "La ley del revólver" o "Daniel Boone". Apariciones interpretativas entre las que iba intercalando otras cinematográficas en títulos como "Falso culpable", "La cima de los héroes", "Las aventuras de Huckleberry Finn", "La conquista del Oeste", "En el calor de la noche", "Los violentos de Kelly", "Dillinger", "El padrino: parte II", "Adiós, muñeca"...





También, Harry Dean, fuiste Tramp en "La leyenda del indomable", Brett en "Alien, el octavo pasajero", Billy Ray en "La rosa", Saúl en "La última tentación de Cristo"...




... Lyle en "The Straight Story. Una historia verdadera", Toot-Toot en "La milla verde", Carl Rodd en "Twin Peaks"...


... o Rip Van Winkle en el episodio de mismo título de la serie televisiva "Cuentos de hadas".




Y, por supuesto, Travis, el maravilloso Travis Henderson de "París, Texas". Un millón de gracias, mágico Harry Dean.


A sus 87 años nos dejaba Jean Rochefort, exquisito actor francés, en la gran pantalla desde 1956 y con títulos en su filmografía como "Le soleil dans l'oeil", "Ronda de crímenes", "El diablo por la cola", "El gran rubio con un zapato negro", "El relojero de Saint Paul", "El largo invierno", "Pret-a-porter", "El artista y la modelo"... También fue en el cine Malartic en "El capitán Fracassa", La Taupe en "Cartouche", Lastreaumont en "La máscara de hierro", Leon en "Las tribulaciones de un chino en China", Grandvilliers en "Pero... ¿quién mata a los grandes chefs?", Monsieur Bréaud en "El señor de la gran mansión", Bellhop en "La maté porque era mía"...


Y, por supuesto, el extraordinario Antoine de "El marido de la peluquera". Gracias eternas, Jean.


Federico Luppi nos decía adiós a sus 83 años de edad. Luppi deja sus impecables interpretaciones tanto en la pequeña pantalla como en el cine. En televisión, en series como "El amor tiene cara de mujer" (su debut en la actuación), "Luces y sombras", "Alta comedia", "Casa natal" o "Impostores". En la gran pantalla, en películas como "El derecho a la felicidad", "Crónica de una señora", "No habrá más penas ni olvidos", "La vieja música", "La ley de la frontera", "Nadie hablará de nosotras cuando hayamos muerto", "El último tren", "Elsa & Fred"... y, por supuesto, "Un lugar en el mundo" y "Martín (Hache)".


A sus 89 años se nos iba Robert Guillaume, excelente actor nacido en Missouri que llevaba ya nueve años actuando en series de la pequeña pantalla...



... cuando le cayó en suerte el papel del sin par mayordomo Benson de la serie televisiva "Enredo". Después, llegaron para él otras series, como "Norte y Sur" o "Benson" y títulos cinematográficos como "Príncipe Jack", "Escuela de rebeldes", "Espía como puedas" o "Big Fish". En 1989 tuvo su propio The Robert Guillaume Show. Y en 1994 le prestó su voz al Rafiki de "El rey león" de Walt Disney.


John Hillerman nos dejaba a sus 84 años de edad. John debutó en 1970 como actor en la gran pantalla en "Ahora me llaman Sr. Tibbs", título al que siguieron otros como "La última película", "¿Qué me pasa, doctor?" o "Diagnóstico: asesinato". Luego comenzó a intervenir en series televisivas y en otras películas como "Infierno de cobardes", "Luna de papel" o "Chinatown". Otras tantas series y más títulos cinematográficos le llevaron a 1980...


... y a su papel de Higgings en "Magnum", personaje por el que sería principalmente conocido. 


Y Luis Bacalov se nos iba a sus 84 años. Maravilloso compositor argentino, Bacalov nos dejó una gran cantidad de bandas sonoras, entre otras las de "Yo soy la revolución", "Un hombre llamado Noon", "La ciudad de las mujeres", "El arte de amar", "La novia del mar", "Elsa & Fred"...


... y, por supuesto, "El cartero (y Pablo Neruda)". Gracias por tu música, Luis. 

También nos decían adiós, en este año que ahora se nos termina, otras dos inolvidables figuras cinematográficas que ya recordamos en esta gran pantalla... 


... un camaleónico y extraordinario actor llamado John Hurt...


... y mi querido Jerry Lewis. Con él, me sobran las palabras. O me faltan. 

Gracias a todos, de todo corazón... Y hasta siempre.