sábado, 10 de agosto de 2013

Elegantísimo Henry Fonda














































8 comentarios:

fossie muppet dijo...

Elegancia, carisma, galantería... hay pocos actores así, ahora lo que mas se ven son músculos.

miquel zueras dijo...

Hola, Clementine. Precisamente ayer por la noche pasaron por TV-3 "Falso culpable", la única que no habaí visto aún de la etapa americana de Hitchcock. Es una película menor, quizás al estar basada en un hecho real no es de las obras más personales del director, pero valía la pena por la gran interpretación de Fonda del que hace poco vi otra que me gustó mucho: "El destino también juega".
Besos. Borgo.

PEPE CAHIERS dijo...

Buena galería de Fonda, al que siempre me gustó en aquellos primeros planos de sus ojos en "Hasta que llegó su hora".

Clementine dijo...

Eso, eso, cinéfilo coloquio Henry Fonda partiendo tan sólo de sus imágenes...

Y clase, presencia, profesionalidad, encanto, naturalidad... Y tanto que hay pocos actores así ya, fossie (muppet), me alegra verte de nuevo por aquí:-)

Hola, Miquel. "Falso culpable" es mi favorita de Hitchcock y en este caso no es porque sea el protagonista Henry Fonda (aunque es verdad que está aquí magistral) sino por el hecho de conseguir una trama realmente angustiosa a partir de una base, en principio, anecdótica. Siempre he visto esto similar a lo que hace Patrick Suskind en "La paloma", no sé si la has leído o te han encargado su portada :-) "El destino también juega" es magistral también, por aquí se asomará antes o después, seguro. Besos, Borgo.

Gracias, Cahiers. Yo con Fonda (y sus ojos) en "Hasta que llegó su hora" me quedo como atontada pero sin el "como".

Alicia dijo...

WAU, UAU y GUAUU, por si no queda claro.

Clementine dijo...

No sólo queda claro, Alicia, opino igual que tú...
WAU.

Marcos Callau dijo...

Indiscutiblemente, uno de los actores más elegantes de la historia del cine. No sé qué director dijo que era el que mejor caminaba de Hollywood. Saludos, amiga.

Clementine dijo...

Indiscutiblemente, Marcos, no hay ninguna duda. No sé qué director dijo eso de él pero sí que varios de ellos (aparte de John Ford) incluían momentos suyos caminando en las películas simplemente por el placer de verle. Besos.